6 mar. 2013

Coche eléctrico capaz de competir con los fórmula 1

La Universidad Miguel Hernández de Elche (Alicante) ha participado en el desarrollo del coche eléctrico más potente del mundo, en concreto ha diseñado el módulo de comunicaciones vehículo a infraestructura que permite recoger datos sobre su funcionamiento y rendimiento. El coche puede alcanzar los 300 km/h y tiene 1.000 CV de potencia.





La Universidad Miguel Hernández (UMH) ha participado en el desarrollo del coche eléctrico más potente del mundo que, por primera vez, la multinacional española Applus+ IDIADA presentó la semana pasada durante los Test Days de la Fórmula 1 en el Circuito de Cataluña de Montmeló. 

El Real Automóvil Club de Cataluña (RACC) ha sido el anfitrión de la presentación del vehículo eléctrico con mayores prestaciones tecnológicas, en un acto auspiciado por la Comisión Europea. En la exhibición el piloto Antonio Zanini y la campeona motociclista Laia Sanz han realizado una prueba de conducción del nuevo vehículo eléctrico para mostrar sus prestaciones a los asistentes. 

La empresa, con base en L’Albornar (Tarragona), ha terminado la puesta a punto del vehículo eléctrico más potente del mundo, con una potencia de 1.000 CV. El vehículo, denominado Volar-e, es capaz de alcanzar los 300 kilómetros por hora y una aceleración de 0 a 100 km/h en 3,4 segundos. Además, el vehículo puede ser recargado en sólo 15 minutos. 

Dentro de la puesta a punto de Volar-e, la UMH ha desarrollado el módulo de comunicaciones vehículo a infraestructura (V2I) que permite recoger datos sobre el funcionamiento y rendimiento del vehículo (por ejemplo, su posición y velocidad) para su transmisión a un centro de control y posterior visualización por los asistentes al evento a través de sus terminales móviles. 

El módulo de comunicaciones V2I se ha desarrollado con la tecnología IEEE 802.11p, una evolución del Wi-Fi que formará parte de los futuros sistemas inteligentes de transporte (ITS) cooperativos.

Seguridad vial 

Como explica la nota de prensa de la UMH, de la que se hace eco el Instituto de la Ingeniería de España, la capacidad de comunicación entre vehículos y con equipos de infraestructura permitirá en un futuro desarrollar nuevas aplicaciones de seguridad vial activa y de gestión de tráfico. 

Por ejemplo, será posible realizar un diagnóstico remoto de los vehículos con el fin de detectar averías y evitar así posibles accidentes o imprevistos. Además, la capacidad de comunicación de los vehículos les convertirá en sensores móviles de los cuales se podrá extraer gran cantidad de información útil para una gestión más dinámica y eficiente del tráfico. 

El prototipo de comunicaciones V2I ha sido desarrollado por ingenieros de telecomunicación del laboratorio de investigación UWICORE en sistemas de comunicaciones móviles e inalámbricas, perteneciente al Departamento de Ingeniería de Comunicaciones de la UMH. 

El laboratorio tiene una amplia trayectoria internacional en la investigación de los futuros sistemas de comunicaciones vehiculares, que incluye una estrecha colaboración con destacadas empresas del sector como Applus+ IDIADA.


Fuente:

1 comentario:

mecánica automotriz dijo...

Lo que no se comenta, pero que me parece un punto clave es la autonomía de un coche eléctrico tan potente como este.

Hemeroteca

Etiquetas