12 jun. 2012

La Universidad de Colorado prueba un avión supersónico no tripulado

La Universidad de Colorado está desarrollando una aeronave no tripulada que alcanza velocidades supersónicas, de muy poco tamaño (50 kilogramos) y que consume muy poco combustible. La idea es que se utilice en investigación o para transporte. A finales de este año, se realizará el primer vuelo de prueba, en el que se intentará batir el récord de velocidad de una nave con ese peso. Por Carlos Gómez Abajo.

 
La tecnología del motor de un avión puede ser pequeña, consumir poco combustible y ser rentable, al menos con el diseño del profesor asistente Ryan Starkey.

El ingeniero aeroespacial de la Universidad de Colorado (CU), con un equipo de estudiantes, está desarrollando un vehículo aéreo no tripulado (UAV) supersónico, sin precedentes similares, llamado Gojett, publica la CU en un comunicado.

Este aparato, que se encuentra actualmente en fase de prototipo, se espera que vuele más lejos y más rápido -con menos combustible- que cualquier aeronave ni remotamente parecida hasta la fecha.

El motor del Gojett es un L-FX00, también desarrollado por Starkey y su equipo. La eficiencia de combustible de este motor ya es el doble que el de motores de parecida escala, y Starkey espera duplicarla de nuevo gracias a la ingeniería.

Starkey afirma que el Gojett podría ser utilizado para todo, desde penetrar y analizar tormentas hasta misiones de reconocimiento militar – en ambos casos pueden requerir de la alta velocidad y la capacidad de viajar a larga distancia que ofrece el UAV- sin poner en peligro a pilotos humanos. El Gojett también podría ser utilizado para transporte aéreo supersónico.  

Experimentos de vuelo

El objetivo es que con esta nave se lleve a cabo una nueva generación de experimentos de vuelo, mucho tiempo después de que se retiraran los aviones de investigación impulsados por cohetes, como el legendario de América del Norte X-15, posteriores a la Segunda Guerra Mundial. "Yo creo que lo que vamos a hacer es dar un nuevo impulso al mundo de los experimentos, y eso es lo que estamos promoviendo", señala Starkey.


El avión tiene la capacidad de alcanzar la velocidad
Mach 1,4, que es ligeramente más rápida que la velocidad del sonido.

Starkey afirma que, independientemente de la velocidad alcanzada por el Gojett, la aeronave romperá el récord mundial de velocidad en su categoría de peso, 50 kilogramos. Su estructura compacta es de 1,5 metros de ancho y 1,8 metros de largo.


El avión cuesta entre 50.000 y 100.000 dólares, un precio relativamente pequeño en un campo que avanza sólo por medio de pruebas, que a veces implican la pérdida del equipo.


Interés de la NASA


La tecnología de Starkey es la base de la empresa
Starkey Aerospace Corporation (StarCor). La empresa nació con el apoyo de Espace, una organización sin ánimo de lucro dependiente de la Universidad de Colorado y que apoya a los emprendedores del sector aeroespacial. El UAV de Starkey ha despertado el interés del Ejército de los Estados Unidos y la NASA, entre otros.

Starkey considera que la transferencia de tecnología es importante porque convierte la investigación universitaria en aplicaciones a la vida real, que son las que hacen avanzar a las sociedades y contribuyen a las economías locales y globales.


También cree que puede proporcionar opciones laborales para los estudiantes de carrera y de postgrado, y de hecho está incorporando a algunos de los aproximadamente 50 estudiantes que participan en el desarrollo de vehículos aéreos no tripulados a Starcor.


El primer vuelo experimental está previsto para finales de este año, y el objetivo es batir el récord mundial de velocidad en su categoría de peso. 


No hay comentarios:

Hemeroteca

Etiquetas