9 mar. 2011

Geminoid DK, el androide más realista jamás construido [VIDEO]


Hiroshi Ishiguro se ha convertido en el gran padre de los robots con apariencia humana. Primero presentó un clon de sí mismo, el primero de la serie Geminoid. Después, a otra de sus creaciones, Geminoid F, con el aspecto de una mujer real, que incluso ha co-protagonizando una obra teatral en Japón. Ahora ha llegado el turno de Geminoid-DK, el clon robótico más realista jamás construido. Desarrollado en base a la apariencia física del profesor danés Henrik Scharfe, este androide tiene tal nivel de detalle en sus gestos faciales, que será objeto de estudio en lo relacionado a la interacción humana con robots.

De todas las formas en las que la tecnología puede manifestarse en estos días, la robótica es una de las que genera más resquemores en aquellas conciencias susceptibles a perder el control sobre las máquinas que creamos o a que éstas sean demasiado parecidas a nosotros, con todos los problemas éticos que una semejanza demasiado acertada pueda suscitar. Sin llegar a la ciencia ficción, la construcción de humanoides se ha desarrollado hacia ejemplares cada vez más similares a los humanos.

Incluso toman un aspecto personal, tanto que hasta las modelos y actrices tienen un representante en el género (Geminoid F). También los científicos, claro. El responsable de estos «frankesteins» del siglo XXI es el profesor Hiroshi Ishiguro, que en esta ocasión nos presenta a Geminoid-DK, un clon robótico basado en un colega de la Universidad de Aalborg en Dinamarca.

Geminoid es la estructura robótica con la que Hiroshi Ishiguro viene arrastrando un éxito rotundo tanto en el ámbito académico, como en el de los medios de comunicación, ya que su objetivo de crear robots que parezcan humanos es, primero, notablemente llamativa y, segundo, de una calidad técnica que le han convertido en un referente de la robótica actual. En esta nueva incursión, el profesor Ishiguro creó Geminoid-DK, un androide que está basado en Henrik Scharfe, un reconocido profesor danés, al cual no sólo ha “robado” su aspecto físico, sino que también se usaron sus gestos faciales y movimientos finos para constituir el más avanzado prototipo de robot humanoide en la gama Geminoid. La estructura está formada diferentes sensores que pueden modificar la cara del Geminoid-DK a distancia a través de un ordenador o interpretación de movimiento naturales transmitidos por sensores de movimiento.

Relaciones con humanos
El proceso de elaboración de Geminoid-DK ha demandado la ayuda de Kokoro, una compañía de fuerte presencia en el campo de la animatrónica. Esta colaboración estelar es necesaria ya que la misión que tiene Geminoid-DK es la de ser objeto de estudio en la psicología de la interacción humana con robots, una disciplina que si bien no es nueva teóricamente, sí lo es desde el campo pragmático, pues nunca se había contado con un humanoide con características físicas tan realistas. Según concordaron los académicos del centro de estudios danés y el creador japonés, la apariencia occidental de Geminoid-DK podría colaborar más óptimamente con la interpretación de los gestos por parte de diversos de estudio de las más diversas culturas, asentadas en occidente. Por ahora, la creación de modelos se limitará a los estudios, pero quizás en algún momento (y es una posibilidad contemplada por Hiroshi Ishiguro) la fabricación se vuelve masiva y comercial.




FUENTE:

No hay comentarios:

Hemeroteca

Etiquetas